Hace un año, el 9 de mayo de 2016, los Concejales de nuestro bloque (Frente Renovador) rechazaron la rendición de cuentas municipal, correspondiente al año 2015 remitida por el Intendente de nuestra ciudad.

Casi un año después, el 19 de marzo de 2017, el Tribunal de Cuentas de la Provincia de Buenos Aires dictó el fallo convalidando los argumentos vertidos por nuestros Concejales, formulando numerosas observaciones de irregularidades y estableciendo cargos contra funcionarios del Municipio.

El Tribunal de Cuentas reclamó al Intendente por no mandar la información en término; por no poner el sistema de control de los ingresos públicos; también lo sanciona por poner $0, cuando correspondía incorporar $ 3.092.654 en uno de los ítems que debía informar el Municipio y que claramente lo hace mal (y habría que imaginarse por que); por no cumplir con las normas de contratación en las compras que realiza el Municipio; por pagar viáticos con la caja chica, lo cual está prohibido.

El organismo cuestionó también un déficit (entiéndase deuda excedida) de $15.000.000.

De toda esta mala administración el Tribunal de Cuentas de la Provincia responsabiliza al Intendente Etchevarren, al Secretario de Hacienda, Bernardo Cretón, Secretaria de Hacienda, Daniela Arrabit, Contadoras Municipales Julieta Peirano y Silvia Benítez.

Reiteradamente el Tribunal hace mención a los excesos o extra limitaciones de gastos, y por tal razón les impone multas.

También el organismo le imputa al Intendente la entrega irregular de subsidios, sobre los cuales no informa cual es el destino de los fondos.

Cabe aclarar que desde nuestro bloque se intentó a través de notas y presentaciones obtener el fallo antes de debatir y analizar la rendición de cuentas del año 2016, que se trató el pasado lunes 8 de mayo. Lamentablemente “funcionan tan mal los organismos” que recién el día jueves se pudo acceder a la información.

Lo hasta acá mencionado demuestra la responsabilidad con que este sector político trabaja para que la comunidad tenga conocimiento de los actos que el gobierno Municipal no publicita, y que es la razón de los sistemáticos agravios que se reciben de parte del oficialismo, como quedó demostrado en la última sesión del Concejo Deliberante, donde nuevamente se votó en contra de la Rendición de Cuentas (2016) presentada por el Intendente.

El que quiera conocer lo que la Municipalidad no informa puede acceder al texto de la sentencia del Tribunal de Cuentas que adjuntamos a continuación.

Deja un comentario